Las mujeres han encontrado en Internet un gran aliado para hacer oír sus causas y conseguir apoyo en los 5 continentes. Son muchas las activistas que han usado esta potente herramienta de comunicación para compartir problemas y aportar soluciones, para establecer conversaciones, propiciar encuentros, formar alianzas y sobre todo para difundir sus mensajes.

Amina Tyler , Lina Ben Mhenni, Yoani Sánchez y Malala Yusafzai

Amina Tyler , Lina Ben Mhenni, Yoani Sánchez y Malala Yusafzai

Amina Tyler es una de esas mujeres que supo hacerse fuerte en Internet y protagoniza una de esas historias en las que la red ha conseguido movilizar y sensibilizar a millones de mujeres de todos los rincones del mundo. Se trata de una activista tunecina de 19 años que publicó dos fotos en las que aparece con el torso desnudo y con mensajes pintados en árabe sobre el pecho para apoyar una iniciativa del colectivo feminista de origen ucraniano Femen. Pocos días después, el imán Adel Almi emitió una fatua (pronunciamiento legal no vinculante en el Islam) en la que pedía para ella una pena de 100 latigazos y morir lapidada.

Así estalló una gran polémica que ha desatado una ola de protestas en las redes sociales, especialmente en Facebook, donde decenas de mujeres han ido dejando sus fotografías (desnudas de cintura para arriba) en forma de protesta y tienen cientos de miles de seguidores que les han ayudado abrir grupos en muchos otros países como España.

Además, esto provocó la solidaridad internacional y ha habido manifestaciones por la causa en París, Berlín, Milán, Francia, Italia, Bélgica, Ucranía y otras ciudades europeas, declarando una “Yihad” tanto en apoyo a Tyler como en contra del gobierno de Túnez.

También tunecina es la bloguera que probablemente fue la primera en alertar al mundo de las protestas de su país en diciembre del 2010. Esta activista feminista, Lina Ben Mhenni, incitó a la unión de las mujeres árabes  a pesar de las amenazas y de la censura, y consiguió que acudieran en bandadas a los mítines tanto con velos, como con minifaldas.

Yoani Sánchez es otro ejemplo de mujer activista que ha sabido usar las redes como escaparate para sus reivindicaciones. Esta bloguera cubana desgrana la realidad de su país en su blog Generacion Y, que se ha convertido en la web con más seguidores de Cuba, se traduce a 17 idiomas, consigue más de 14 millones de visitas al mes e inspira miles de comentarios.

Tanto ella como su blog han recibido muchas e importantes distinciones como el de Premio Ortega y Gasset de Periodismo, la mención de la revista Time entre las 100 personas más influyentes del mundo y de la cadena estadounidense CNN entre los 25 mejores blogs.

Internet también propicia las causas justas corran como la pólvora. Ocurrió con el caso de Malala Yusafzai, una niña paquistaní, activista y bloguera a quien intentaron matar por defender el derecho de las niñas a ir a la escuela.

Con sólo 13 años, Malala consiguió escribir un blog para la BBC bajo el pseudónimo Gul Makai contando cómo era la vida siendo mujer entre el régimen talibán en el valle del Swat, que prohibió a las mujeres ir a la escuela. Esto le valió el Premio Nacional por la Paz en 2011 que otorga Pakistán por su defensa de la educación de las niñas y un puesto entre las 100 personas más influyentes del mundo según la revista Time.

En la Agencia Mass tenemos el firme convencimiento de que Internet es una poderosa herramienta para grandes causas como la de las cuatro protagonistas de este post, que han sabido convertir en real un espacio virtual. Son claros ejemplo de cómo sacar partido a las nuevas posibilidades de información e interacción que nos ofrecen internet y las redes sociales.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies